Opinión / Firmas (Tribuna libre)

No a la hipocresía

Escrito por Juan Manuel Ruiz Gutiérrez

{xtypo_dropcap}C{/xtypo_dropcap}ada día vemos más como se instala en nuestra política la odiada hipocresía, una hipocresía a que quienes la practican no les pasa factura según las encuestas, por lo menos a corto plazo, pero estoy seguro que a medio y largo plazo verán como los ciudadanos y ciudadanas lo castigan en las urnas, por lo que creo que es hora de que digamos basta, porque necesitamos una oposición que de alternativa real al gobierno, para sentir una política basada en la responsabilidad.

Dentro del Partido Popular, como es lógico, hay gente muy competente, lo constato, con la que se pude debatir ampliamente sobre cualquier tema de interés general, y continúo pensando que hay más cosas que nos unen de las que nos separan, por lo que animo a toda esta gente a que no se dejen arrastrar por quienes se erigen como líderes del partido, haciendo un flaco favor a la democracia. No me gusta meterme en casa ajena, y mucho menos dar lecciones sobre lo que hay o no hay que hacer, pero no se puede estar, como en los últimos tiempos, en una posición tan destructiva y tan demagoga, lo que choca frontalmente con el beneficio común. Un partido no se puede instaurar en la hipocresía de sus dirigentes como base de su estrategia, de aquí mi denuncia más enérgica.

Como todos sabemos Santander está luchando por ser ciudad de la cultura para el 2016, lo cual apoyo como quien ha nacido en Santander. Para ello su alcalde exige inversiones al Gobierno Regional olvidándose que éste es quien gestiona los intereses de todos los cantabros, mostrando sin tapujos una falta de solidaridad hacia el resto de poblaciones, mostrando un fuerte egoísmo, ya que no se para a pensar que estamos en una situación económica muy delicada, situación que sí valora a la hora de criticar al gobierno, pero que se olvida cuando pide inversiones solo para unos pocos sin que incidan directamente en paliar la actual situación. Es más fácil gestionar el dinero ajeno que el propio, es más fácil decir lo que hay que hacer que hacerlo uno mismo. Se está en una posición incongruente cuando se solicita el AVE para Cantabria y al mismo tiempo se ponen palos en la ruedas para que por lo menos sufra un retraso, y así que genere réditos políticos que se demuestren en las próximas elecciones. Pero, ¿estamos ya en periodo preelectoral? El debate se debe dirigir hacia los beneficios que el AVE puede y debe generar en nuestra Comunidad. Hay que centrar más los debates.

Todos recordamos quién ha promovido y finalizado la autoría de la Meseta, después de un largo calvario, o quién ha apostado por atraer turistas gracias a inversiones promoviendo el aumento de enlaces hacia otros países, consiguiendo que la compañía aérea Ryanair pueda operar en nuestra región, o quién traerá el Ave después de que otros gobiernos no tuvieran el más mínimo interés. Antes decían que el AVE no llegaría, ahora, cuando se constatan compromisos firmes, el discurso se centra en lo tardío del mismo. Esperemos que si en el futuro hay un cambio de Gobierno, los mismos que dicen que llega tarde no paralicen dichas infraestructuras solo para obtener “la razón”, como ya hicieron constatándose en el nulo interés en contribuir al crecimiento de Cantabria, la cual consideraban una región de segundas. 

Otro ejemplo lo tenemos en el Presidente del Partido Popular quien no tiene claro si el actual alcalde de Castro Urdiales es o no es un tránsfuga. En sus recientes declaraciones comentaba que para él, en el fondo, no es un tránsfuga pero que quien le ha hecho tránsfuga es Revilla, pero con el agravante que los órganos de su partido si le han declarado tránsfuga dando la razón al PRC. Lo que está muy claro es que cuando el Presidente del PP le interesa barrer para su casa lo hace desde un prisma muy diferente al de la realidad, desvirtuándola hacia su conceptos, pero lo que no sabe es que en democracia hay que respetar la decisiones de los demás, y cuando un partido declara a una persona tránsfuga, no hay más vuelta de hoja, es un tránsfuga. De lo que no se da cuenta es que en este caso no hay interpretación que valga, siendo una constante acatar las decisiones en funciones de sus propios intereses. Como bien escribía un columnista recientemente, estamos en un sistema capitalista en el que, aunque gobiernen los partidos de izquierdas, las estructuras capitalistas que rigen nuestro país están dirigidas por la derecha.  

Se comenta desde el Partido Popular que cuando el Gobierno de España salió en defensa del ex-presidente Aznar lo hizo con la boca pequeña. La hipocresía sigue presente, porque ya no se está contento con que el Gobierno les defienda ante el Gobierno de Venezuela, ahora lo que instan es a que se partan el pecho por defender su causa, olvidando que el ex-presidente Aznar durante sus giras por el mundo no pierde la ocasión de crear incertidumbre sobre el Gobierno de España, con unas criticas feroces que desunen, y que no ayudan a crear ese ámbito de confianza que tanto demandan los empresarios. Todavía no ha aprendido que la ropa sucia se lava en casa, si lo que busca es un bien colectivo; si lo que busca es un bien individual, la ropa la lavas fuera, como así hace cada vez que tiene ocasión.  

La hipocresía, al igual que la corrupción, no es cuestión de sensibilidades políticas, es cuestión de la integridad de las personas, aspecto que todos los ciudadanos y ciudadanas demandan diariamente y más cuando estamos en tiempos de crisis, donde se necesita más la virtud de llegar a acuerdos, aunque se parta de posiciones claramente diferenciadas, con una única premisa: que no salga victoriosa ninguna de las dos partes o, dicho de otra forma, que no existan vencedores ni vencidos, que emerjan soluciones con resultados claros a favor de todos. ¡¡¡¡Denuncia todo aquello que huela a HIPOCRESIA!!!!

Juan Manuel Ruiz Gutiérrez

http://juanmanuelruiz.wordpress.com 

David Laguillo
David Laguillo (Torrelavega, 1975) es un periodista, escritor y fotógrafo español. Desde hace años ha publicado en medios de comunicación de ámbito nacional y local, tanto en publicaciones generalistas como especializadas. Como fotógrafo también ha ilustrado libros y artículos periodísticos. Más información en https://davidlaguillo.com/biografia/

Comments are closed.