Portada

ACPT critica que todavía no se ha hecho el Centro Cívico ‘fantasma’ de San Gil

La Asamblea Ciudadana por Torrelavega (ACPT) ha detectado la necesidad de Centros Cívicos en los Barrios y en concreto en el Barrio de San Gil o “Chopos”, existen las siguientes ‘particularidades’.

En 1999 se firmó un convenio entre el Ayuntamiento y Sniace, con Blanca Rosa Gómez Morante como alcaldesa por el PSOE, donde la empresa cedía en arrendamiento varios bienes y propiedades, tanto el Óscar Freire como varias instalaciones más repartidas por toda la ciudad, bajo la cláusula de que “no pueden ser destinados más que a la práctica deportiva y actividades culturales y sociales”. San Gil contenía dos de esas propiedades: La Casita del Padre Coll y la pista (como sitio de deportes o recreación) o ahora llamado “almacén” anexo.

En el año 2002, hubo un acuerdo entre el Ayuntamiento, Amica y los vecinos de San Gil para facilitar, por un lado, la Casita como vivienda tutelada de Amica y, por otro, la pista como Centro Cívico.

Rápidamente se invirtió en, se rehabilitó e inauguró el edificio de Amica sobre el 2004, pero el Centro Cívico pasó a ‘dormir el sueño de los justos’, pese a ser solicitado en innumerables ocasiones.  ACPT ha exigido que paralelamente al expediente de expropiación se lleve a cabo otro expediente similar que permita ‘de una vez por todas’ al Ayuntamiento hacerse con la titularidad de todos esos terrenos propiedad de Sniace que se encuentran en el barrio de San Gil y su entorno.

Comments are closed.